Inmigración

Rescatan en México a migrantes cubanos secuestrados por el crimen organizado

Un grupo de 31 migrantes entre los que se encontraban cubanos, venezolanos, colombianos y hondureños, fue “rescatado” la víspera luego de que una banda del crimen organizado les haya privado de su libertad cuando transitaban por el norteño estado mexicano de Tamaulipas con el propósito de acercarse a la frontera sur de Estados Unidos, según reportó la agencia Reuters.

El rapto se produjo al intervenir un ómnibus de la empresa SENDA en la carretera que une a Reynosa-Matamoros. Las autoridades de México desplegaron un operativo para dar con el paradero de los migrantes, pero no se produjo tal rescate, pues los propios captores dejaron en libertad a los detenidos luego de casi 72 horas.

No obstante, la Secretaría de Gobernación de México (SecGob) se atribuyó el éxito de que los 31 ciudadanos estén “sanos y salvos”. Los migrantes “ya están en manos de las autoridades y se les hace la revisión médica correspondiente”, indicó Luisa Alcalde titular de SecGob.

Sin embargo, medios de prensa locales reportan que los migrantes fueron dejados a las afueras de un supermercado en Tamaulipas y la policía recibió una llamada anónima de los propios criminales para informarles que los secuestrados habían sido puestos en libertad.

Las autoridades cubanas aún no han emitido un comunicado oficial sobre el hecho, por lo cual se desconoce la cantidad de cubanos presentes en dicho grupo y el papel que tomó la representación diplomática castrista en territorio mexicano.

Aumentan los secuestros de migrantes en el norte de México

El origen del reciente incidente delictivo sigue siendo una incógnita, con las autoridades aún por determinar qué grupo criminal está implicado. Recientemente, activistas pro-derechos de los migrantes han alertado sobre un creciente número de secuestros con fines de extorsión.

El sacerdote católico Francisco Gallardo, a cargo de un refugio de inmigrantes en Matamoros, ha observado un patrón preocupante de secuestros masivos. Según relatos de migrantes que llegan a su refugio, bandas criminales capturan a familias enteras, exigiendo rescates exorbitantes bajo amenaza de muerte.

Tamaulipas, el estado donde se ubica Matamoros, es tristemente famoso por la violencia que enfrentan los migrantes. Uno de los episodios más atroces ocurrió en 2010, cuando el cartel de Los Zetas secuestró y asesinó a 72 personas de América del Sur y Centroamérica, que se habían negado a colaborar con ellos.

Ante los riesgos del trayecto a través de México, algunos migrantes buscan seguridad uniéndose a caravanas, grandes grupos que avanzan, a menudo a pie, hacia la frontera. Sin embargo, la travesía sigue muy siendo peligrosa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *