Cuba EEUU Inmigración Visas

¿Qué pasa si trabajas en EE. UU. con una visa B-2 o de turista?

La visa B-2 es la opción para turistas que deseen disfrutar de EE.UU., visitar seres queridos o atender necesidades médicas. Su duración varía entre 3 a 6 meses, y es crucial entender que no permite trabajar legalmente en EE.UU.

Consecuencias de trabajar con visa de turista

Trabajar con una visa B-2 puede traer serias consecuencias legales, incluyendo:

1. Cancelación de la visa: El derecho a permanecer en EE.UU. se pierde inmediatamente.

2. Deportación inmediata: La expulsión del país puede ser rápida y sin demoras.

3. Prohibiciones de ingreso: Pueden variar desde 5 años hasta una prohibición permanente, dependiendo de la gravedad del caso.

Estas sanciones no solo complican futuras visitas a EE.UU., sino que también pueden perjudicar solicitudes de otras visas o estatus migratorios.

¿Es posible cambiar de visa de turista a visa de trabajo?

Aunque el proceso es complejo, cambiar de una visa de turista a una de trabajo es posible. Es esencial entender las diferencias entre ambas y seguir el procedimiento adecuado.

Una visa de turista permite estancias de hasta 6 meses sin empleo, mientras que la visa de trabajo puede extenderse hasta dos años, permitiendo trabajar legalmente en EE.UU. Obtener una visa de trabajo es un proceso más desafiante.

Los requisitos para cambiar a una visa de trabajo incluyen tener un pasaporte válido y una oferta de empleo en EE.UU. en una ocupación elegible. Además, se requiere completar el formulario N-129, firmado por el interesado y su empleador. Se recomienda la asistencia de un abogado especializado en inmigración, con referencias en sitios como eila.org o aila.com.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *