Cuba

Entran en vigor regulaciones sanitarias para prohibir entrada de alimentos a Cuba

El Ministerio de la Agricultura (Minagri) emitió un documento oficial para recordar la entrada en vigor de nuevas regulaciones sanitarias que prohíben la importación de alimentos a Cuba por parte de viajeros internacionales que intentan paliar la crisis alimenticia que viven sus familiares y amigos en la Isla.

Las nuevas políticas sanitarias de Cuba tendrán un impacto directo en la diáspora cubana, particularmente en aquellos que mantienen vínculos estrechos con familiares en la isla. Las regulaciones incluyen aspectos importantes como la gestión de medicamentos, protocolos de atención médica y estrategias para enfrentar emergencias de salud pública.

Aduana de Cuba decomisará los siguientes alimentos que intenten ser entrados al país

  1. Leche fluida y derivados lácteos no pasteurizados.
  2. Carnes frescas, congeladas, deshidratadas o saladas, vísceras comestibles, productos cárnicos semielaborados (como hamburguesas, picadillos, albóndigas, conformados como palitos de carne, nuggets y otros productos empanados), chorizos crudos, salamis, pastas untables, jamón crudo, salchichones, tocinetas crudas fermentadas, sobreasada, peperoni, cervelat y otros productos crudos fermentados que no estén empacados al vacío.
  3. Carnes frescas y sus cortes con hueso de cualquier origen.
  4. Carnes de cualquier especie (excepto pollo) con hueso, independientemente de haber recibido o no algún tipo de tratamiento para su mejor conservación.
  5. Carnes procedentes de la fauna silvestre en cualquier forma de presentación.
  6. Nuggets de pollo y otros empanados crudos (no fritos).
  7. Alimentos para mascotas que en su base proteica contengan harinas de rumiantes, independientemente del país de origen.

Alimentos que sí están permitidos llevar a Cuba

  1. Carnes (excepto frescas y sus cortes con hueso) empacadas al vacío de cerdo, aves, conejo, y res, así como vísceras comestibles de las mismas especies.
  2. Productos cárnicos procesados como jamones, salchichas, salamis, pastas untables, entre otros, siempre que estén empacados al vacío.
  3. Alimentos para mascotas que no contengan harinas de rumiantes.
  4. Leche y derivados lácteos pasteurizados.
  5. Productos de la pesca en conserva y productos de la pesca empacados al vacío, incluyendo pescados y mariscos.

Cuba enfrenta una crisis alimentaria agravada por la alta inflación, impactando profundamente la vida cotidiana de sus ciudadanos. Las dificultades del cubano están exacerbadas en los últimos tiempos por graves errores en las políticas económicas del régimen castrista, como lo fue el fracasado “ordenamiento monetario” que decidieron hacerlo en el peor momento de la pandemia de coronavirus.

Los cubanos luchan diariamente por acceder a alimentos esenciales, mientras la alta cúpula de militares y familiares de los gobernantes se dan la gran vida. Ahora el Minagri decide restringir la importación de alimentos por parte de cubanos en el exilio que viajan a la Isla a ayudar a sus familiares y amigos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cuba, EEUU, Inmigración

Llega a Cuba

Cuba, EEUU, Inmigración

Aparecen con vida